Hace unos 7 años, el que ahora es mi marido  (un alicantino de pro y enamorao de su tierra, aunque no lo exprese), me llevaba a descubrir su ciudad. Por no se que motivo, subimos paseando hasta el Castillo de Santa Bárbara. De paseo recuerdo que iba cantando

“Som fills del poble, que té les xiques

com les palmeres que hi a junt al mar.

Són molt airoses, molt reboniques,

i fan quan volen riure i plorar.

Es la millor terreta del món,

i aixi el poeta li hu va dir,

i en el passeig del Malecó,

n’haurá qui li puga competir.

I desde el matxo del Castell,

mires i dius: qu’encant!

no es este ja el poble vell,

qu’es altre Alacant!

Visca Alacant!”

Yo ya estaba enamorada de Alicante, y entonces me enamoré de él. Pero esa es una historia diferente a la que os quiero contar hoy.

Alicante celebra sus fiestas mayores para San Juan, a finales de Junio, y sus calles se llenan de gente con ropa veraniega, congregándose en las esquinas y plazas para disfrutar de las Hogueras. Es el monumento comentado y discutido. Austeras para unos, bonicas para otros, con oraciones emocionantes, reivindicativas, que te hacen pensar, reir o reflexionar… A mi me emocionan y todas me gustan (como buena forastera). Disfruto del paseo, se me saltan las lágrimas con ciertas frases. Os pongo algunos ejemplos. Podéis ver algunos más en Desaforando. Hay Hogueras y hogueras, vamos las grandecitas y las infantiles.

Me quedo con estas dos: Una en Avd./Oscar Esplá (creo) dedicada a la crisis pero con su larga foguerera como símbolo. Y la infantil, dedicada a los trajes regionales (me encantó ver que el centro era todo para Andalucía). Y que no os de pena que quemen las Hogueras, todo es un símbolo de renovarse o morir. Y no critiquéis si se gastan mucho o poco dinero, esto también hay que vivirlo o ¿nos vamos a pasar el año lamentándonos por la crisis? Creo que deben seguir haciéndolo, muchos de ellos son austeros, pero eso no significa que las Hogueras sean peores.

 

En El Campello hay un cole, El Fabraquer, super moderno que tiene su propia hoguera que queman el 22 de Junio, el dia que hacen su fiesta donde hay actuaciones, castillos hinchables y todos los papás y mamás se reunen y meriendan/cenan juntos. Éste año su hoguera no era de simples palés de madera, se lo han currado. Podíamos encontrar un castillo, un astronauta, los planetas… No se puede comprara con las Hogueras de concurso de Alicante capital, pero merece la pena por lo emotiva que es para los niños. Sobre las once de la noche allí estaban los bomberos para mojarlos a todos. Tienen sus propios fuegos artificiales. Así que vivimos nuestra particular “nit de la cremá” antes del 24.

En Alicante las hogueras se queman la noche del 24, mientras que el día 23 por la noche en el resto de España quemamos las nuestras. Además, otra de las cosas maravillosas que tiene Alicante, es que puedes en la noche del 23 tener tu propia hoguera en la playa, saltarla, que siete olas te bañen los pies o hacer el ritual que quieras a la orilla del mar.

Y algo más: la mascletá. Antes de las 14h la Plaza de los Luceros se llena de gente con sombreros, abanicos, bellezas de todas las Hogueras, charangas, despedidas de solteros y solteras… Todos se congregan alrededor de la plaza para sentir la mascletá, porque la mascletá se siente (se huele, se vibra literalmente, se oye y se disfruta). Si no lo has vivido en persona, créeme que no sabes lo que es.

¿Te vienes el año que viene?